«Por una decisión del Gobierno provincial en su conjunto, podemos llevar adelante esta tarea para decir que estamos de pie, que vamos a seguir trabajando en un Estado que es promotor y protector del desarrollo social y humano», dijo el gobernador Sergio Casas. Además, destacó el trabajo de quienes contribuyen al crecimiento y fortalecimiento de la economía popular, en el marco de la entrega de equipamientos y herramientas para unidades productivas para familias riojanas y organizaciones sociales, e insumos de trabajo para la red textil de cooperativas. Además, bregó por «un futuro que esté cargado de esperanza, de dignidad», y dijo que «para eso tenemos que estar todos unidos». «Entre todos vamos a salir adelante», indicó.

Al dejar su saludo en el acto que se realizó en la Residencia de Gobernadores, Casas felicitó a quienes reciben estos insumos y herramientas «que seguramente vienen a traer un alivio». En ese marco, sostuvo que «son momentos de emociones encontradas, porque por un lado tenemos la tristeza que nos lleva ver la situación que está atravesando nuestro país debido a las políticas macroeconómicas».
De inmediato, manifestó que «la pérdida de las fuentes de trabajo, el cierre de fábricas, la pérdida de una industria nacional que nos identifique, el incremento de las tarifas, la inflación, la pérdida del poder adquisitivo del salario, son productos de un gobierno que no ayuda en nada a todo el país y la gente», ya que, por el contrario, está pensando en endeudarse para apostar a la timba financiera y no a la producción y el trabajo, pensando en unos pocos y no en el pueblo. Planteó así que esto «nos tiene que servir para ubicarnos en un contexto».
Luego, contrastó esto con la alegría de quienes recibieron estos insumos y manifestaron su agradecimiento al Gobierno Provincial. «Escucharlos decir que más allá de la ayuda, confían en salir adelante, nos despierta la esperanza y fortalece el trabajo para el cual hemos sido elegidos aquellos que hemos recibido por voluntad del pueblo el mandato para conducir los destinos del pueblo, con el solo destino de ayudar, conducir un Estado promotor y protector de la gente», expresó. Asimismo, hizo referencia al rol que tiene que cumplir el Estado y dijo «no podemos atarnos permanentemente a los vaivenes del mercado porque lo manejan aquellos que especulan con el dinero y atan a la suerte de sus grandes negocios, olvidándose de la gente».
Bregar por un futuro que dé esperanzas
Más adelante, Casas sostuvo que es importante «pensar en un futuro que esté cargado de esperanza, de dignidad», y dijo que «para eso tenemos que estar todos unidos». Así también, Casas señaló: «queremos que alguna vez en este país se distribuya lo que corresponde a cada uno».
Aseguró además que esta adversidad le da más fuerzas para salir adelante y dijo que durante su gestión, con la mirada justicialista, se ha tratado de dar lo mejor a los riojanos más allá de la situación que se atraviesa. «Vamos a seguir luchando por lo que legítimamente nos corresponde», afirmó.
«Nos duele ver la situación en que está quedando el país. La Argentina necesita la esperanza, que tengamos políticas de inclusión, de trabajo, para que haya crecimiento, contención, inclusión, participación y vivamos en una verdadera democracia», manifestó y dijo que esto se logrará de la mano de Alberto Fernández y Cristina Fernández.
Asimismo, destacó el rol de los diputados nacionales para defender a La Rioja en serio, con aportes concretos desde el Congreso de la Nación.
En este marco, cuestionó a los personeros de este Gobierno en La Rioja que «pretenden ocultar a quienes representan y vienen a decir que son capaces de sacar adelante y que quieren llevar a la pobreza a límite cero», y consideró que «los riojanos, los argentinos, estamos cansados de esos eslóganes que solo confunden». «Por eso, hoy más que nunca, tenemos que tener todo bien en claro y nuestros mensajes y acciones tienen que ser bien diferenciados», sentenció.
Finalmente, llamó a «estar unidos, tener la fortaleza de lograr superar esta adversidad, porque la Argentina es pujante, tenemos una doctrina, una filosofía de vida y entre todos vamos a salir adelante».