Profesionales del Ministerio de Desarrollo Social capacitaron a auxiliares de campo del Programa “Tarjeta Social”, con el fin de fortalecer al equipo de trabajo y mejorar su desempeño.

Las auxiliares están presentes en 50 barrios distribuidos en las 4 zonas de la Capital y son quienes deben controlar la contraprestación de los beneficiarios del programa y el cumplimiento de los requisitos. Además, son agentes multiplicadoras de consejos útiles para una compra provechosa y saludable.

El taller estuvo a cargo de Licenciadas en Trabajo Social de la Dirección General de Organización y Planificación de Programas Alimentarios y tuvo el objetivo de generar un espacio de reflexión y análisis de la función de los auxiliares, especialmente en el control y el seguimiento de la contraprestación que deben realizar los beneficiarios del Programa.

Durante el encuentro, los auxiliares reflexionaron y expusieron sobre las potencialidades y los aspectos a mejorar sobre su actividad en los barrios y la coordinación de actividades con las áreas del Ministerio.

En la oportunidad, la directora General de Organización y Planificación de Programas Alimentarios, María Eugenia Giménez comentó que tarjeta social forma parte del Plan Nacional de Seguridad Alimentaria

Contraprestación

Cabe señalar que los beneficiarios deben rendir cuentas regularmente de los alimentos adquiridos a través del Programa y presentar una certificación escolar de los niños a su cargo y una certificación del control sanitario de los niños a cargo, las embarazadas y las personas con discapacidad o que padezcan una enfermedad crónica.

Durante el taller, las capacitadoras resaltaron la importancia de la función de los auxiliares como “agentes multiplicadores” de información y el control del cumplimiento de la contraprestación.

El Programa Tarjeta Social beneficia a unas 18 mil personas en toda la Provincia mediante el otorgamiento de $821 pesos mensuales a cada beneficiario.