El empresario sufrió una arritmia y fue trasladado desde el penal de Ezeiza para ser sometido a chequeos coronarios

El empresario Lázaro Báez se encuentra internado en el Hospital de Clínicas por una arritmia y será sometido a una serie de chequeos que pueden durar entre 24 y 72 horas.

La defensa de Báez había presentado ayer un escrito en la justicia federal de lomas de Zamora informando de un episodio cardíaco que había sufrido en la cárcel. El juez Villena le pidió al Cuerpo Médico Forense que mande un cardiólogo que lo revisó y concluyó que había tenido un episodio cardiaco la noche anterior y que había que hacerle estudios.