Marilena Bossio tenía 26 años y era oriunda de Río Tercero. En un gesto heroico le dio su chaleco salvavidas a un niño de 8 años, que sobrevivió.

Marilena Bossio tenía 26 años y era veterinaria oriunda de Río Tercero. Estaba de viaje en la provincia de Santa Cruz y será recordada como una heroína por la particular historia de su muerte.

La joven se estaba hospedando en casa de una amiga en la localidad de Gobernador Gregores con el objetivo de encontrar trabajo en el Sur argentino. El sábado pasado decidió pasar el día en el Lago Cardiel hasta que un fortísimo temporal provocó una tragedia luego de dar vuelta varios kayaks.

En total ya hubo cuatro muertos. Además de Marilena fallecieron Elsa Raquel Martínez (49) y los hermanos Daniel (33) y Javier Barría (29).

Un gesto heroico

La tormenta y el viento intenso sorprendieron a quienes estaban disfrutando del lago y varios kayaks se tumbaron dejando a sus ocupantes a la deriva en el agua helada. Fue en ese momento cuando Marilena decidió sacarse su chaleco salvavidas y dárselo a Mateo Barría, un nene de 8 años que logró ser rescatado con vida aunque con un cuadro de hipotermia porque naufragó casi cuatro horas.

ELLA ERA ASÍ, DE OFRECERLO TODO SIN MEDIR LAS CONSECUENCIAS

La joven cordobesa murió y su cuerpo fue encontrado junto al de las otras víctimas recién cerca de las 2:30 de la madrugada del domingo.

Home

En vivo

SOCIEDAD SANTA CRUZ

Tragedia en el Lago Cardiel: una joven cordobesa dio su vida para salvar a un nene

Marilena Bossio tenía 26 años y era oriunda de Río Tercero. En un gesto heroico le dio su chaleco salvavidas a un niño de 8 años, que sobrevivió.

Por: El DoceLunes 01 de Marzo de 2021

marilena-bossio-tragedia-lago-cardiel-santa-cruz-cordobesa.jpg

Marilena Bossio tenía 26 años y su sueño era trabajar como veterinaria con los animales del Sur del país.FacebookTwitterCommentsEmail

Marilena Bossio tenía 26 años y era veterinaria oriunda de Río Tercero. Estaba de viaje en la provincia de Santa Cruz y será recordada como una heroína por la particular historia de su muerte.

La joven se estaba hospedando en casa de una amiga en la localidad de Gobernador Gregores con el objetivo de encontrar trabajo en el Sur argentino. El sábado pasado decidió pasar el día en el Lago Cardiel hasta que un fortísimo temporal provocó una tragedia luego de dar vuelta varios kayaks.

+ VIDEO: La mamá habló con Arriba Córdobahttps://api.vodgc.net/player/v2/embed/playerId/YZKC6K1513776997/contentId/1054027?external_playlist=1054343%2C1054335%2C1054284%2C1054269&pvast=cust_params%253DCxSegments%25253D8kb9rs80cegv,8kmdjwoex383,8kmdjwoex384,8kmdjwoex386,8kmdjwoex388,8kmdjwoex389,8kmdjwoex38f,8kmdjwoex38m,8msjqtqes7kc,8msp3t3rclbn,8n3irmiqgtkl,8n3irmiqgtla,8n3irmiqgtle,8n3iu1nbomim,8nelv4x3ugyc,8nelxkztmne0

+ MIRÁ MÁS: Conmoción por la muerte de un nene que se dio vuelta en un cuadriciclo

En total ya hubo cuatro muertos. Además de Marilena fallecieron Elsa Raquel Martínez (49) y los hermanos Daniel (33) y Javier Barría (29).

Un gesto heroico

La tormenta y el viento intenso sorprendieron a quienes estaban disfrutando del lago y varios kayaks se tumbaron dejando a sus ocupantes a la deriva en el agua helada. Fue en ese momento cuando Marilena decidió sacarse su chaleco salvavidas y dárselo a Mateo Barría, un nene de 8 años que logró ser rescatado con vida aunque con un cuadro de hipotermia porque naufragó casi cuatro horas.

“ELLA ERA ASÍ, DE OFRECERLO TODO SIN MEDIR LAS CONSECUENCIAS”

La joven cordobesa murió y su cuerpo fue encontrado junto al de las otras víctimas recién cerca de las 2:30 de la madrugada del domingo.

Su mamá, entre el dolor y el orgullo

María Alicia, madre de Marilena, habló con El Doce para contar sus sensaciones luego de semejante pérdida. “Ella era así, de ofrecerlo todo sin medir las consecuencias”, describió sobre el accionar de su hija que sirvió para salvar al niño.

La familia de la joven veterinaria llegó en las últimas horas a Santa Cruz para reconocer el cuerpo y poder darle el último adiós. Mi hija era un ser de luz, un maravilloso ser humano. Era una gran nadadora. Hasta último instante tuvimos la ilusión de que no fuera ella la que murió , agregó además la mujer.

Marilena aprendió natación en Río Tercero y se destacaba por su amor por los animales y la naturaleza.

Sus familiares aún aguardan por el informe final de la autopsia para saber cómo murió. Sospecho que se debe haber ahogado porque el oleaje era muy fuerte, dijo su madre, destacando además que el agua helada del Lago Cardiel también influyó en el trágico desenlace.

Venía siendo un día fantástico y el viento llegó de imprevisto, por eso no lograron llegar a la orilla. Esto es muy difícil. Mi hija nos llena de orgullo. Es una heroína , cerró conmovida María Alicia.